viernes, 17 de enero de 2014

Marita

Mi amiga Marita llegó el día de hoy y me dijo que su pareja la había dejado, que tenían problemas, como toda pareja, pero que el último mes las cosas estaban mejor, que ya hasta planes de adoptar una mascota estaban haciendo... Que ella todos los días tendía la cama, barría y sacudía (trapeaba cada tercer día) y procuraba cocinar por lo menos tres veces a la semana un platillo especial para él.
Marita es una mujer que ha tenido un éxito notable en el área laboral, además está estudiando un post-grado y participa en un grupo parroquial toda una monada la mujer. Cuando camina por la calle más de media docena de ojos la siguen, aunque ella no da motivo para que le falten al respeto.
Si es tan virtuosa ¿Cómo se atrevió ese barbaján a dejarla?, cuando empezaba a tomar aire para empezar a decir de ese güey el güevo (con diéresis y g) y quien lo puso, me soltó la pregunta que le estaba carcomiendo el cerebro ¿Qué iba a hacer ahora sin él?, ¿Que tenía que hacer para que regresara, o para encontrar a otro a quien dedicarle tanto amor?...
Yo solo tengo una pregunta:

¿Cómo consigo una mujer como esta?